El investigador Manuel Nunez señala a los niños como el colectivo más sensible a la radiación ultravioleta

El Doctor Manuel Nunez, profesor e investigador de la Universidad de Tasmania en Australia, ha estado realizando una estancia en nuestra universidad invitado por el grupo de investigación de Física “AIRE” .

Manuel Nunez, australiano con raíces oliventinas, tiene una amplia trayectoria de colaboración con España. Su línea de investigación está centrada en el estudio a largo plazo de los fenómenos climáticos y su impacto en nuestro medio ambiente físico y social.  La colaboración del investigador Manuel Nunez con el Grupo AIRE (Física de la Atmósfera, Clima y Radiación en Extremadura), se centra en el estudio de la radiación ultravioleta y la radiación solar y sus efectos sobre el medio ambiente. El  grupo AIRE está actualmente recogiendo datos básicos sobre la radiación ultravioleta en Extremadura usando diferentes metodologías. Se trata de medir la cantidad de radiación ultravioleta con el objetivo de estudiar cómo va a afectar en el futuro a la población.

De acuerdo con sus investigaciones llevadas a cabo en Australia, se ha demostrado que la exposición a la radiación ultravioleta está relacionada con una mayor incidencia de cáncer de piel e incluso, recientemente, en colaboración con los hospitales se está estudiando su influencia en la esclerosis múltiple. Para medir las dosis de radiación ultravioleta en los niños, el colectivo más sensible, se han aplicado unos sensores en el pecho cuando están jugando en las zonas de recreo. Gracias a estas investigaciones se han propuesto a los poderes públicos australianos unas reglas básicas de protección infantil contra la radiación ultravioleta. Dichas normas incluyen el diseño especial de los parques infantiles, de manera que se evite la radiación directa y se favorezca la radiación difusa, el uso del sombrero, protector solar y el tiempo de exposición mímica al sol para cubrir las necesidades de vitamina D por parte de los niños. La exposición mínima variará según la zona geográfica, la estación, y evitando ciertas franjas horarias (entre las 10:00 y las 14:00h).

El Doctor Nunez apunta finalmente que los niveles de radiación solar no han variado como consecuencia del cambio climático pero sí el porcentaje de radiación ultravioleta según un artículo publicado recientemente en Nature. La radiación ultravioleta afecta a la capa de ozono y esta tiene una incidencia clara en el aumento de la temperatura terrestre.

La colaboración entre Manuel Nunez y el grupo AIRE se centrará a continuación en el tratamiento de los datos obtenidos en la medición de la radiación ultravioleta en Extremadura con la finalidad de estudiar sus efectos en la población y el medio ambiente.

Más información sobre el grupo AIRE en http://www1.unex.es/eweb/aire/

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: